No me pagan por trabajar, pero disfruto al ver a familias divertirse: Juan Villanueva

**La gente me ayuda y la idea es tener un parque donde todas las familias se reúnan

Bahía de Banderas//Samuel Flores
En su silla de ruedas, Juan Villanueva Ramírez podaba el árbol de moringa del parque ubicado a la entrada del fraccionamiento Villas de la Bahía, aseguró que él se encarga de darle mantenimiento al parque.

Aclaró que no tiene un sueldo fijo, pero disfruta viendo a las familias que acuden a divertirse con sus hijos y la idea es tener un parque donde todas las familias se reúnan y disfruten con sus hijos de los pocos columpios que hay.

Dijo que en el fraccionamiento hay gente que coopera 10 pesos por mes, sin embargo, ese recurso hay ocasiones en que no alcanza para las bolsas de basura, porque se gastan hasta seis por semana.

Aclaró que hay gente que le da los 10, 20 y hasta 40 pesos, dinero que en ocasiones ha servido también para comprar bolsas para la basura; agregó que acuden niños y la idea de tener limpio es para que no se vayan a lesionar.

Dijo que es originario de Santiago Ixcuintla y en una ocasión, al visitar un lugar que se conoce como “El Ranchito”, ubicado en el estado de Jalisco, entre la maleza, un cuello de botella le atravesó el zapato causándole una herida.

Aun cuando se atendió en el hospital, los médicos le dijeron que tenía una infección que requería amputarle la pierna, hace aproximadamente un año; la falta de experiencia para andar en la silla, dijo que le ha hecho maromear cuando limpia, pero vale la pena, señala.

Hoy conoce bien el área y con más precaución trabaja, este próximo fin de semana, pretende echar herbicida al zacate que con las lluvias le está ganando a crecer. Agrega que la tesorera era quien antes hacia el trabajo, pero empezó a trabajar y como sale tarde, el tiempo ya no le alcanza.

Mencionó que tiene la fortuna de ser pensionado y contar con la ayuda de sus hijas, que le brindan casa y atención cuando la requiere; trabajar es complicado, pero vale la pena porque los niños acuden a jugar y no tienen el riesgo de cortarse un pie.

Agregó que se tiene la idea de pedirle al nuevo gobierno que les apoye con el alumbrado y que con cooperaciones se compren las lámparas, para que todas las familias puedan disfrutar del área con sus familias sin riesgo de un accidente o un vidrio que les pueda herir, puntualiza.

 

0 Comments Join the Conversation →

Deja un comentario