POR DECIR ALGO

CLAVE SECRETA
Ramón Vargas

POR DECIR ALGO
Hoy, en el Día Internacional contra la Corrupción su servilleta, mis honrados lectores, por el simple hecho de decir algo citará un par de ejemplos que exhiben de cuerpo completo a los que son corruptos.

Tenemos a los cientos de personas que por el simple hecho de ser amigos de los que están en el poder, no únicamente aceptan en la función pública a los que no tienen el perfil.
Aquí se configuran dos tipos de corruptos, el que contrata y el que es apuntado en la nómina para sin rubor alguno cobrar sin la posibilidad de poder servir a los demás.

Están también aquellos que presumen ser políticos, lo cual de ser cierto los pondría en un plano superior al resto de los mortales, pero que en los hechos, no hacen más que medrar con los presupuestos que salen del dinero que aporta el pueblo vía impuestos.

Entre estos están los que sin respeto alguno a la Ley realizan actos anticipados de campaña, con el ferviente deseo no de ser útiles, sino de colocarse en cargos donde puedan robar más.

Y como estos ejemplos hay muchos, pero por ahora hasta ahí la voy a dejar, no vaya a ser que los corruptos digan que los estoy atacando porque no me dieron chayote.

LAS VISTOSAS FINTAS
Ya el pasado fin de semana se dio una manifestación frente a Palacio de Gobierno, donde los manifestantes eran encabezados por Carlos Moncayo, del Sindicato de Transportistas de Nayarit.

Ellos dijeron que reniegan con el titular de la Secretaría de Movilidad del Estado, Luis Alonso Tahuahua González, porque aseguran que les encima unidades en sus rutas, generando así una desleal competencia.

Lo que piden, mencionaron, es que mejor el gobierno les diga cómo puede apoyarlos para salir de la crisis económica que los agobia, en lugar de andarlos perjudicando.

Este miércoles se realizó otra manifestación también frente a Palacio de Gobierno, pero esta vez con la participación de trabajadores del sector salud que afirman fueron despedidos injustamente.

Hablaron de sus muchas necesidades y de las enormes ganas que tienen de sobrevivir, lo cual pareció bastante lógico y hasta razonable.
Lo malo vino cuando en ambas manifestaciones los manifestantes citaron los nombres de dos diputados locales, que coinciden en su aspiración de ser candidato a gobernador, poniéndolos como los héroes que los están ayudando en sus luchas.

SECRETO A VOCES: Dicen que no tiene la culpa el indio, sino el que lo hace compadre.