Poca gente en las calles por ola de calor

Zona sur.- Sofocados, así es como literalmente estuvieron ayer los valientes que se atrevieron a pisar las calles en la zona sur en horas del mediodía y de la tarde, producto de la infernal ola calor que se ha estado sintiendo.

A las dos y media de la tarde el termómetro trepó hasta los 38 grados, según lo estableció el Servicio Meteorológico Nacional.

Quienes trabajan en la calle se “derritieron”. Gran parte del día resultó bravo para obreros de la construcción, choferes del transporte público, taxistas, vendedores ambulantes, barrenderos, recolectores de basura y muchos otros.

La clientela en los comercios mermó notablemente por la temperatura y la época del año. En muchos negocios los ventiladores y el aire acondicionado funcionaron a “full”, como en las oficinas de gobierno y en los bancos.

Se vio a varios empleados apoyados sobre los mostradores esperando al cliente. La afluencia en la zona centro se vio raquítica. Pocos se animaron a salir. A los que se arriesgaron se los vio con ropa holgada, consumiendo raspados, nieves u otras bebidas heladas y caminando lento.

Aurrerá y Soriana habitualmente repletos de gente, estuvieron desolados, mientras que el tránsito estuvo más tranquilo que de costumbre.

La temperatura no se movió sino hasta después de las cuatro de la tarde. A partir de ahí comenzó a bajar y hasta se sintieron ventarrones frescos. Incluso se avistó amenaza de lluvia en la región.

0 Comments Join the Conversation →

Deja un comentario