ENTRE RELAJO Y CLAUSURA

CLAVE SECRETA
Ramón Vargas


Poco después del mediodía de este domingo, el Ayuntamiento de Tepic informó de la clausura del tianguis que cada semana se instala en la colonia La Taberna.

Las reacciones no se hicieron esperar, e inclusive hubo quienes desmintieron el hecho, asegurando que los tianguistas levantaron sus puestos a la hora acostumbrada.

Pero hubo otros que de plano tronaron contra las autoridades municipales y contra todos aquellos que como parte de la Comisión Estatal integrada para el combate del COVID-19, supuestamente intervinieron en la clausura.

Las protestas se basaron en el negociazo que hicieron un día anterior los bares con permiso de restaurante, al verse abarrotados por los fanáticos del fútbol que se concentraron para ver por televisión el llamado clásico nacional que protagonizan Las Águilas del América y Las Chivas Rayadas del Guadalajara.

En las redes sociales acusaron a las autoridades de favorecer a los propietarios de este tipo de negocios, así como de ensañarse en contra de los pequeños comerciantes que van a las colonias a ofrecer sus mercancías.

Aquí lo preocupante es que la polémica que se ha desatado por lo que se consideran favoritismos, pueda desembocar en un mayor desorden que a su vez registre más contagios y por consecuencia más muertes.

Las autoridades tienen la palabra, pero mientras toman alguna decisión, se les da a conocer que el tianguis de la colonia 2 de Agosto también estuvo a reventar, sin ninguna vigilancia y con cada vez más personas sin cubrebocas y más puestos sin su respectivo gel antibacterial.

SECRETO A VOCES: Dicen que el mal ejemplo cunde y que es peor cuando lo ponen quienes menos deben hacerlo.