El Señor de Acatique sigue recorriendo hogares

Jala//Francisco J. Nieves
Sumida permanentemente en su fe, la comunidad católica de Jala, luego del ajetreo de Semana Santa y de Pascua, continúa venerando al Señor de Acatique a través de los cotidianos recorridos que se realizan por las estrechas callejuelas, visitando los hogares que así lo solicitaron con mucha anticipación, incluso con uno, dos o tres años atrás.

La escultura que representa a un Cristo Sangrante, muy querida y venerada, arribó –como todos los años– desde el pasado Miércoles Santo después de haberlo “bajado” desde la lejana comunidad de El Ciruelo, en una procesión que duró aproximadamente nueve horas, a pie.

A partir de ese día y durante los días subsecuentes, el Señor de Acatique ha visitado varios hogares, donde el anfitrión en turno ofrece a los visitantes algunas bebidas o bocadillos, principalmente atole y tamales.

La imagen es depositada diariamente en un nicho especial de la pequeña capilla de Talpitas que se localiza en el barrio de San Juan, en un desfile de penitentes que pagan mandas de diferentes tipos.

Al Señor de Acatique se le atribuyen infinidad de milagros, desde la sanación de enfermos terminales hasta peticiones no menos importantes. Se cuenta que tiene detalles muy humanos, pues hay quienes afirman que sus mejillas cambian de color o que en su semblante se puede ver si está “de buenas” o “de malas”.

Como todas las imágenes milagrosas y veneradas, ésta también tiene su Leyenda: Se cuenta que en una de las grandes crecientes del río venía el Crucifijo flotando entre las broncas aguas, y que al llegar precisamente frente a un antiguo poblado llamado Acatique, se detuvo en la corriente y hasta que decreció la fuerza los nativos pudieron rescatarlo, lo que se interpretó como señal divina de que Cristo debía quedar en esa comunidad.

El regreso del Señor de Acatique a la comunidad de El Ciruelo está previsto para el próximo 30 de abril, luego del festejo mayor que tendrá lugar en la capilla de Talpitas, con fuegos pirotécnicos, antojitos mexicanos y con la participación de la orquesta que tocará alegorías religiosas.

0 Comments Join the Conversation →

Deja un comentario