Periodico Express de Nayarit
Inicio

CON VISIÓN CIUDADANA : SEMANA DE SORPRESAS 

Enrique Vázquez

2016 / 10 / 21

Después de varios meses de sorpresas, la contienda por la presidencia de los Estados Unidos de Norteamérica ha llegado a sus últimas etapas, con el tercer y último debate de los candidatos a la presidencia Donald Trump y Hillary Clinton, y el resultado está cada vez más cerca. Sin embargo, por lo que hemos podido ver en las últimas semanas y escuchar en cada uno de los debates, parece ser que la ganadora ya está decidida, esto se debe entre tantas causas a su amplia experiencia política, a su proyecto y al plan de trabajo mucho mejor elaborado y fundamentado, pero sobre todo al papel autodestructivo que estuvo jugando desde un principio el candidato Donald Trump, pues semana tras semana un nuevo comentario escandaloso, denuncia en su contra o vídeo incriminatorio salía a la luz y alejaba cada vez más el triunfo de las pequeñas manos del señor Trump.

Así, poco a poco, el shock inicial de su candidatura oficial se fue difuminando entre el shock que causaron todas y cada una de sus desastrosas declaraciones llenas de odio y ánimos de dividir a un país con la composición social tan variada como pocos en el planeta, aunque si algo podemos presuponer con relativa certeza es que el señor Trump no se irá sin hacer ruido, pues como declaró antes, durante y después del debate, la única forma en que respetará el resultado es si el resulta ganador, una retórica que como los mexicanos tenemos muy presente, sólo lleva a problemas o plantones y presidencias legítimas.

Nuestro país no se quedó corto en las sorpresas durante esta semana, después de pedir licencia a su cargo como gobernador del estado de Veracruz, Javier Duarte informó a la ciudadanía que este movimiento atendía únicamente a su deseo de enfrentar cualquier proceso administrativo o penal en su contra y finalmente, según sus cálculos, limpiar su nombre. Sin embargo, de manera sorprendente aunque no tan impredecible, la nota que ha sonado fuerte es que el gobernador con licencia al parecer ha escapado o por lo menos se desconoce de momento su paradero. El deseo de limpiar su nombre se agotó muy rápido al parecer, algunas líneas investigación lo posicionan en la ciudad de Puebla, otras en la Ciudad de México y las peores definen su ubicación en Canadá, desde donde se ve difícil su regreso en el futuro próximo.

Con estas acciones,  Javier Duarte se une a la larga lista de gobernadores y funcionarios públicos que a la fecha no han podido ser juzgados y ni siquiera investigados por la justicia mexicana, un triste ejemplo más de que en nuestro país es posible desfalcar descaradamente el erario sin ninguna consecuencia, con él son ahora dos ex gobernadores los que recientemente están sobre la mira y aún no reciben ningún tipo de castigo, un número que pudiera elevarse cuando estados como Sinaloa, Coahuila y Quintana Roo cambien de Ejecutivo estatal. Ojalá algún día cambie esta situación y los mexicanos podamos vivir en un país más justo, más recto y donde no se pisotee el principio de legalidad, mientras tanto a seguir la novela de Veracruz, que ha solicitado un rescate millonario para poder seguir operando.