Periodico Express de Nayarit
Inicio

Va Profeco contra abusivos comerciantes de limón

2014 / 03 / 21



Tepic// Luis Villegas .- Por abusivos, tres comerciantes del Mercado de Abasto fueron severamente sancionados por la Procuraduría Federal del Consumidor en Nayarit, por vender el kilo de limón a precios exorbitantes, además de no comprobar la procedencia legal de dicha mercancía, informó su titular, Federico Vázquez Chávez.

Ante la crisis por la que atraviesa la producción del cítrico no sólo en la entidad, sino en el resto del país, todos los comerciantes de centros comerciales, tiendas de autoservicio, mercados y cualquier changarrito, quieren llevar agua a su molino y dejar temblando los bolsillos de los consumidores al vender carísimo el limón.

Ante tanto ‘gandalla’, la Profeco quiere dejar de ser un ‘elefante blanco’ y puso manos a la obra, al emprender un operativo de supervisión en todos los establecimientos que expenden  limón en toda la entidad.

Las quejas y denuncias de la población son constantes, por lo que el personal de la dependencia federal prácticamente se la pasa en estos establecimientos para verificar que no suban el precio.

El Delegado federal dio a conocer que los 3 establecimientos multados, donde se vendió el limón a precio de oro, se hicieron acreedores a una sanción de 27 mil pesos, por no tener justificado cómo se dio dicha alza y no comprobar el abasto del limón.

A diferencia de otras entidades del país, los precios registrados en el territorio nayarita son altos, pero no tanto, ya que en estos recorridos se constató que oscilan entre 45 y 47 pesos, mientras que en otros estados rebasan los 80 pesos por kilogramo.

La Profeco lo que revisa es que el precio al público esté justificado, cómo lo compran y de dónde es la procedencia.

“Los traemos cortitos, porque los consumidores se quejan, más en este tiempo de cuaresma, en que se utiliza para la elaboración de los pescados y marisco. Por cierto, todos los viernes se instala en el Mercado de Abasto, la báscula de repeso de Profeco, en donde las personas pueden pesar sus productos, para que constaten si les dieron el peso correcto del limón o de otras frutas o productos del mar”.

De comprobar que no les dan kilo de a kilo, de inmediato se trasladan al comercio abusivo para multar a los ‘gandallas’. El pasado viernes fue el primer día en que se colocó esta medida, sin que se detectara alguna anomalía de este tipo, recalcó Vázquez Chávez.

Sobre aviso no hay engaño, y no se permitirán más abusos contra los consumidores, así que no se digan sorprendidos o molestos de ser ‘cachados infraganti’ vendiendo el limón a más de 47 pesos.