Periodico Express de Nayarit
Inicio

Destacan por sus eventos culturales

2010 / 01 / 29

Amatlán de Cañas, Nay., enero 28.- (Francisco Javier Nieves Aguilar).- El entusiasmo por las fiestas religiosas que en honor a la Virgen de la Candelaria se celebran en el poblado de La Estancia de los López, municipio de Amatlán de Cañas, está en todo su apogeo. Todo mundo se sumerge en estos festejos tan singulares, tan campiranos ¡y tan llenos de vitalidad!

Tierra de hombres cabales y de mujeres bravías es La Estancia de los López, donde habita Don José Islas, mi amigazo del alma. Allá donde se cultivan los deliciosos cacahuates, donde se vive la liturgia, donde se alimenta el espíritu y se sigue la fiesta del cuerpo.

La tambora, el clarinete, las trompetas y teclados de las bandas musicales se mezclan con armonía, con mucha sabrosura, tanto en la “plaza de arriba” como en la “plaza de abajo”.

El templo de La Candelaria, adornado ex profeso, espera todos los días, desde que aparece el alba hasta después del oscurecer... Vienen de “aquí y de allá”, del Rosario y de La Barranca, de Amatlán y de Mezquites, Tepuzhuacán y San Blacito... Y llegan para ofrecer a la Patrona, a la Virgen de la Candelaria, la oración y la plegaria, “por esto y por aquello”.

Y para darle más “sabor al caldo”, el gobierno municipal, en coordinación con las autoridades eclesiásticas, la Asociación de Charros y el Comité de Acción Ciudadana, diseñaron un vasto programa cultural que se ofrece día tras día a los paseantes, tanto a los de casa como a los de afuera.

En cada evento ha estado presente el presidente municipal, Arturo Becerra Tapia… Anteayer, por ejemplo, atestiguó la magnífica actuación del ballet “Los Templarios”, de Ixtlán del Río. Después, se deleitó --al igual que todos los asistentes— con la participación del grupo “La Comparsa” y su espectáculo infantil, además de extasiarse con la actuación también del ballet de la Casa de la Cultura del municipio de Amatlán de Cañas y del ballet estatal de Bellas Artes.

Y es que –dice el alcalde— las fiestas no son sólo vicio, alcohol, pachanga, “¡también es arte y cultura!”, afirma; e indica que esa es una de sus tareas como gobernante, fomentar la cultura, como lo hizo en las fiestas patronales de Los Mezquites y de Tepuzhuacán, Barranca del Oro y Amatlán de Cañas. Por eso es que agradece la disposición de las Juntas de Mejoras, jueces auxiliares, organizaciones y clubes de servicio de cada pueblo.w